Cómo evitar el orinar sumiso de los perros

Orinar sumiso es la reacción instintiva e incontrolable de un perro, a la presencia de otro perro o humano que consideran que es superior o intimidatorio para ellos. También  los perros pueden orinar por exitación.Es una respuesta subconsciente que no se pueden controlar. No es una cuestión de allanamiento de morada, aunque es más probable que ocurra cuando la vejiga está llena. A menudo puede ser una reacción a una acción específica como por ejemplo poner una correa en el perro o simplemente inclinarse para acariciarlo.

PerroHizoPis

Orinar sumiso, sin embargo, a menudo tiene que ser superado mediante el entrenamiento. Los Perros leen el lenguaje corporal muy bien y nosotros, como propietarios, a veces emitimos las señales incorrectas, lo que resulta en el perro gestos de sumisión, como la micción. El miedo, la falta de confianza, la sensibilidad, la confusión y el nerviosismo puede dar lugar al orinar sumiso en perros mayores también. También puede ser provocada a través del castigo apropiado, aunque esto no siempre tiene que ser el caso.

¿Como podemos solucionar el problema de Orinar sumiso?

Nunca se debe castigar cuando se produce el orinar sumiso, ya que esta acción sólo hará peor el problema. Es importante recordar que su reacción y el lenguaje corporal en relación al problema puede intensificarlo, así que asegúrese de no causar miedo o ansiedad en su perro.

PerroConPapelHigienico

Hay muchas cosas que podemos hacer para minimizar orinar sumiso. El objetivo principal de la formación es de construir confianza y para redirigir la mente del perro de las demás acciones que orinar cuando se trate o excitado.

¿Cuales son las situaciones mas comunes en donde aparece el Orinar sumiso?

  • Cuando saludamos a nuestra mascota
  • Cuando llegamos a casa
  • Cuando las visitas entran en su casa
  • A causa de ruidos fuertes
  • Cuando él está siendo regañado
  • Cuando una persona se acerca a él
  • Cuando hay una perturbación como un argumento fuerte o sirenas a todo volumen
  • Al hacer posturas sumisas, tales como agacharse, metiendo la cola, o dando vueltas y dejando al descubierto su vientre

PerroOrino

Los perros que se comportan de esta manera suelen ser tímido, ansioso o tímido y pueden tener un historial de ser tratado con dureza o castigado de manera inapropiada. Un perro que tiene claras las reglas y sin saber cómo comportarse será crónicamente inseguro. Él hace pis y adopta posturas sumisas para apaciguar cualquier persona que percibe como un “líder” y para evitar el castigo.

Te damos algunos consejos para ayudar a solucionar este problema

  • No intente tranquilizar a su perro o reforzar sus acciones. Manténgase tranquilo y relajado. No haga caso de su comportamiento.
  • Él familiarizarse gradualmente en pequeñas etapas con ruidos, personas y otros perros. No lo apresure en situaciones y experiencias.
  • Haga entrenamiento de obediencia básica. Haga que sea divertido y fomente la confianza.
  • Utilice una caja cuando no se puede supervisar. Ponga su jaula cerca de una puerta que le permite salir a la calle de forma rápida, lo que podría evitar un accidente.
  • Llevarlo a cabo con regularidad para hacer sus necesidades para que su vejiga no acumula presión.
  • No vaya directamente a su jaula al entrar en una habitación. Permita que se calmara primero, antes de dejarlo salir.
  • Cuando usted vaya a la jaula para dejarlo salir hacerlo tranquilamente. No hables con él.
  • Si se orina no digas nada en el momento, luego limpiar sin que tu perro lo vea hacer esto.
  • Cuando en el patio, no le llame a usted, pero caminar lentamente alrededor de él. Dale un comando de orinar y alabarlo con calma usando la voz sólo cuando lo hace.
  • Haga todo lentamente y trabajar para hacer que su lenguaje corporal tranquilo y despreocupado.
  • Mantenga verbal volumen bajo.
  • No sea amenazante. No lo mire fijamente.
  • Pasa tiempo sentado con él a su lado con una correa.
  • Evite situaciones y personas que usted no puede controlar hasta que su perro pueda aprender a controlarse a sí mismo y a ganar confianza.
  • Orinar sumiso es molesto y frustrante, pero exhibiendo estas emociones a su perro sólo lo hace peor. Con un poco de planificación y el ajuste de su actitud, se puede minimizar y superar el problema.

No olvides en dejar tu comentario…

No Responses

Dejanos tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *