Raza canina Pekines

El perro de raza pekinés es un animal de tamaño pequeño de nariz achatada y apariencia leonina. Durante muchos años se los considero animales sagrados y formaron parte de la realeza asiática. Hoy en día son animales muy populares en prácticamente todo el mundo y es que su manto suave invita a acariciarles sin fin.

Si estás pensando en adoptar un perro pekinés, es importante que te informes previamente acerca de sus características, del carácter que suelen tener o del comportamiento en su vida adulta, de los problemas de salud más frecuentes, y muchas cosas más que tenemos para contarte el día de hoy.

Características y curiosidades del perro Pekinés

A continuación les mostramos un breve cuadro resumen con las principales características y curiosidades de los perros de esta raza.

  • Origen: Asia, China.
  • Características físicas: Rustico, musculoso.
  • Clasificación FCI: Grupo IX.
  • Tamaño: Pequeño.
  • Altura: entre treinta y cinco y cuarenta y cinco centímetros.
  • Peso adulto: entre tres y diez kilogramos
  • Esperanza de vida: entre diez y doce años de vida
  • Actividad física recomendada: Baja.
  • Carácter: Tranquilo, dominante, tímido, pasivo.
  • Ideal para: Personas mayores, pisos, casas, vigilancia.
  • Clima recomendado: Frío.
  • Tipo de pelo: Fino, largo, liso.

Historia de la raza pekinés

Los ejemplares de esta raza eran venerados por los monjes budistas en China, ya​ que sus características físicas tienen cierta similitud con el león ​de Fu​, ​un animal mítico de la tradición budista. Por esa razón, los perros eran cuidados por la realeza y únicamente los nobles podían tener un pekinés en su poder, tal era la devoción hacia esta raza, que en ocasiones hasta contaban con sirvientes humanos para sus cuidados.

En el año 1860, durante la segunda guerra del opio, tropas anglo-francesas saquearon e incendiaron el Palacio de Verano de Pekín poco después de la huída del emperador chino Xianfeng. Afortunadamente, antes de incendiarlo, rescataron (o mejor dicho, capturaron) a cinco perros pekineses que habitaban en ese palacio. Esos cinco perros fueron llevados a Inglaterra, donde fueron regalados a nobles y aristócratas. Uno de ellos incluso llegó a las manos de la Reina Victoria de Inglaterra.

Esos cinco perros fueron los progenitores de la población actual del pekinés, ya que los demás pekineses de China fallecieron o fueron ocultados por la población, sin evidencias sobre su descendencia. A partir de entonces, en Reino Unido,​ empezó el patrocinio de la raza y su popularidad no paró de crecer​ hasta el día de hoy.

Características físicas del  perro pekinés

Estos perros son de tamaño pequeño, con una contextura moderadamente robusta y son relativamente corto. La cintura es bien marcada y la línea superior es nivelada. El pecho es ancho y presenta costillas muy arqueadas. La cabeza de este perro es muy llamativa por su tamaño y aspecto leonino. Es grande y ancha. El cráneo es aplanado entre las orejas y el stop está bien definido. El hocico es corto. Los ojos son oscuros, redondos y brillantes. Las orejas tienen forma de corazón y cuelgan a los lados de la cabeza.

La cola, de inserción alta y porte tieso, se curva sobre la espalda y hacia alguno de los lados. Está cubierta de abundantes flecos largos. El pekinés tiene un pelaje de doble manto. El manto externo es abundante, recto, largo y áspero. La lanilla interna es densa y suave. De acuerdo con el estándar de la Federación Cinológica Internacional (FCI), se acepta cualquier color para el cuerpo y para la máscara, incluyendo manchas de diferente color, excepto el color hígado y los perros albinos.

El estándar FCI de la raza no indica un tamaño específico, pero sí hace notar que el peso ideal no debe superar los 5 kilogramos en pekineses machos ni 5,4 kilogramos en las hembras. Además, los perros deben ser suficientemente pequeños como para parecer pesados para su estatura.

Carácter y temperamento del pekinés

El temperamento de estos perros es muy característico de la raza, son sumamente leales y muy valientes a pesar de su tamaño tan pequeño. Sin embargo, también suelen ser independientes y reservados. Estos pequeños perros  de origen chino no socializan con tanta facilidad como perros de otras razas. Por lo general son  muy leales con los suyos, pero desconfiados con los extraños. Estos perros son excelentes mascotas para personas mayores y familias sedentarias. También pueden ser buenas mascotas para propietarios primerizos.

Cuidados que necesita la raza  pekinés

En cuanto a los cuidados específicos de la raza, el que mayor tiempo demanda es el del pelaje, ya que el pekinés debe ser cepillado una vez al día al menos. También hay que limpiar las arrugas de su hocico con un paño húmedo y secarlas para evitar infecciones en la piel. Es aconsejable bañarlo una vez al mes.

Una ventaja de la raza es que  este tipo de perro no necesita mucho ejercicio. Suele ser suficiente con dos paseos diarios de entre quince y veinte minutos, que pueden ser cortos o moderados, y algún tiempo de juego no muy intenso. En general, el pekinés es un perro tranquilo que prefiere pasar el tiempo sin mucha actividad. Sin embargo, es importante sacarlo a pasear para socializarlo, además de darle actividad física.

No olvidemos que por su hocico achatado el perro pekinés es susceptible a sufrir un golpe de calor en las épocas mas calurosas, por lo que es importante evitar pasearlos en horas de sol intenso, realizar actividades físicas que requieran mucha resistencia o largas caminatas sin descansos.

Esta raza tiene predisposición a sufrir de obesidad, por lo que se recomienda calcular la ración diaria recomendada para el y no salir de esa cantidad. Ademas, es sumamente importante brindarle una alimentación basada en un alimento balanceado de buena calidad.

Educación del perro pekinés

Los perros pertenecientes a esta raza, pueden ser entrenados con facilidad para tener buenos modales y responder a muchas órdenes de obediencia canina cuando se les entrena utilizando el refuerzo positivo. Es muy importante socializarlos desde cachorros, para poder lograr una buena relación con otras personas, mascotas y el entorno.

Al ser perros muy independientes y reservados, los pekineses tienen tendencia a desarrollar algunas conductas que pueden ser problemáticas si se les educa de forma incorrecta. El uso del castigo o una falta de atención hacia el animal pueden desarrollar conductas ladradoras, destructivas e incluso impulsos de agresividad como pequeños mordiscos.

Es importante destacar que si trabajamos de forma regular con nuestro perro pekinés, podemos lograr tener a nuestro lado un mejor amigo sociable e incluso afectuoso.

Salud del pekinés

El perro pekinés, por su poca variedad genética, es susceptible a sufrir varias enfermedades hereditarias, como por ejemplo:

  • Triquiasis
  • Cataratas
  • Atrofia progresiva de retina
  • Disquitasis
  • Narina estnótica
  • Paladar enlongado blando
  • Degeneración de los discos intervertebrales
  • Luxación patelar
  • Cálculos urinarios

Sin embargo,visitando de forma regular a un veterinario de confianza y proporcionándole buenos cuidados, podremos detectar de forma pronta cualquier problema y disfrutaremos de un perro longevo y sano mucho tiempo.

No olvides nunca mantener siempre al día el calendario de vacunaciones y desparasitaciones de tu mascota, para evitar problemas de enfermedades infecciones.

Imágenes de perros de raza Pekines

Si te quedaste con ganas de ver un poquito mas de estos pequeños y hermosos perros, no podes dejar de ver la galería de fotos extra que seleccionamos especialmente para vos!.

Dejanos tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *