Pero….se puede o no se puede educar a un gato?

Si bien los gatos son animales sociales y están dotados de una mente para pensar y además tiene emociones, muchas veces uno se pregunta si es posible educarlo.

gatitos-jugando-con-las-bolas-de-estambre-suaves-y-calientitas-

Desde nuestro blog les contamos. Cuando se habla de perros se habla de educación e instrucción y ya pertenecen estas palabras a un vocabulario común. Pero para el gato las cosas cambian un poco. Si bien es también un animal sociable uno se preguntará muchas veces si se puede educar.

Diferencias entre el perro y el gato:

gatito-kitten

El hecho de que el gato viva en grupos sociales organizados de diferente manera con respecto al de los perros, el gato no entiende algunas reglas, especialmente las que corresponden a el lugar de estar , la comida y a la diversión. Para el gato es impenpensable saber que un lugar existe pero que para él está vedado ir, o que está la comida pero no la puede comer. El gato no entiende algunas reglas y lo máximo que podrá hacer es esperar si otro llega antes que él.

Está prohibido prohibir:

gatitos-jugando-con-papel

Con los gatos las prohibiciones son inútiles. Por ejemplo prohibir a un gato de saltar a la mesa, apenas nos alejamos él saltará igual. Porque piensa que es uno que no quiere que suba a la mesa, no que no debe saltar sobre la mesa. Si insistimos en retarlo solo aprenderá a no tenernos confianza y a temernos ya que pensará que siempre estamos enojados y que somos violentos sin entender el motivo.

Necesidad de compañía:

gatito-jugando-

Muchas veces los gatos hacen cosas por el solo hecho de estar en compañía. Por ejemplo , cuando saltan a la mesa cuando estamos comiendo. Una buena solución es dejarle comida en algún rincón a él en el momento que vamos a comer. O dejar libre una silla para que él se acomode, también buscar un almohadón cerca de donde nosotros estamos.

Cómo educar al gato:

gatito-con-ratón

Para educar a un gato hay que buscar crear una relación de confianza con él. Se necesita una relación con cierto equilibrio donde nuestro rol y el rol del gato se adapten a las diferentes situaciones de la vida doméstica. Por eso es importante diversificar las actividades que propongamos a nuestro felino. Una de las cosas que hay que tener en cuenta es no ofrecer solamente comida, porque se terminará criando un gato molesto e insistente pidiendo todo el día de comer.

Propuestas:

gatitoshutterstock_92225767

Buscaremos obtener la colaboración del gato en la gestión de diferentes espacios ofreciendo lugares ventajosos donde estar como por ejemplo las típicas trepadoras  y de esa manera también evitaremos que ocupen espacios indeseados. También se pueden ofrecer diferentes tipos de juguetes, como por ejemplo animalitos de peluche, plumas colgando de una caña, juegos que inciten la cacería que mantendrán al gato ocupado, alegre y seguro de si mismo.

Dejanos tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *